William Blake

Sólo William Blake conoce
la piel del tigre.
Aunque aúlle del otro lado de la estepa
y cante desnudo, sin piel y sin dientes,
doliéndole en la prontitud de su carne.

Sólo él sabe danzar ante la salvedad.

El bosque es infinito y angustioso
y un poco gris, comparado con su aliento,
después que lo haya besado lujuriosamente
la lluvia de quien dispara.

Sólo William Blake conoce
la piel del tigre.

Él escribirá este poema
cuando se encuentre con un hombre
llamado William Blake
y lo apunte con cierto dolor,
mientras la bala en su piel
se vuelva un simple sonido metálico,
un simple sonido
gritando mi nombre en la noche. 

Autor: 
Ray Faxas Fernández
Número: