Extrañeza

Te vales de ese práctico sello carnoso
para decir en sociedad: "vendo, compro,
dono, sucedió tal como lo dije,
ese dinero me pertenece..."

Incluso puedes decir, por su intermedio,
sin que hojas de sombra se interpongan:
"este soy yo"

Más allá incluso de tu palabra
que, a veces, resulta difícil
separar del caldo colectivo.

Y, cosa curiosa, esas pequeñas líneas,
esas espirales talladas en tu dedo índice,
¡son para ti tan extrañas!

Sección: 
Autor: 
Rafael Escobar De Andreis
Número: